La crianza de los hijos

Etapas naturales de la vida familiar

¿Cómo criar hijos seguros de sí mismos en un mundo repleto de inseguridad? ¿Cómo criar hijos buenos en un mundo lleno de maldad? ¿Cómo formar buenos ciudadanos en medio de una sociedad mala? Son las preguntas que se hacen todos los padres de familia. Obviamente, el reto es enorme. La crianza de los hijos es una etapa larga en la vida familiar, que se extiende desde el nacimiento hasta el casamiento de ellos. Es decir, esta es una etapa prolongada en la que los padres deben hacer el mejor esfuerzo para criar hijos responsables. Sin embargo, cada uno de nuestros hijos tiene libre albedrío o decisión propia. Muchas veces de padres correctos surgen hijos incorrectos. Isaías 1:2 dice: “Oíd, cielos, y escucha tú, tierra, porque habla Jehová: Crié hijos, y los engrandecí, y ellos se rebelaron contra mí”. Acá vemos como Judá, que era un pueblo bendecido por Dios en los días de los reyes Uzías, Jotam, Acaz y Ezequías, se tornó rebelde y cayeron en el sincretismo religioso, en lugar de ser agradecidos con Dios quien los había criado y engrandecido o prosperado. Con justa razón, Dios estaba indignado. Todo padre y toda madre de familia que cría a sus hijos con amor, aceptación, normas y límites; esperan que ellos sean responsables y correctos. Cuando este resultado se da, la crianza de los hijos es una de las tareas más gratificantes en la vida de los padres. Tanto en la niñez, la adolescencia y la juventud, los padres deben proveer un ambiente de amor y confianza en la familia, modelar una conducta de honestidad y transparencia y enseñarles ciertas responsabilidades básicas en el hogar.

Por eso, le doy un consejo práctico: Sea responsable en criar hijos responsables. Involúcrese en la vida de ellos. Sea accesible. Juegue con ellos, hable con ellos, diviértase con ellos. Pase tiempo con sus hijos. Corrija sabiamente sus malas conductas. Coma con ellos, salga de vacaciones con ellos. Ofrézcales una atmósfera de confianza. Disfrute la crianza de sus hijos y cada una de las etapas de sus vidas.

La mayoría de personas casadas anhelan disfrutar de un matrimonio saludable y duradero, así como de una familia estable. Sin embargo, no saben cómo lograrlo. Es por esa razón que surgió el Ministerio “La Familia es Prioridad”, cuya misión es: Promover matrimonios estables, familias sólidas e iglesias saludables; a través de programas radiales, literatura cristiana, consejería, página web, conferencias y seminarios, de modo que se vea a la familia como prioridad.

Este es un Ministerio Cristiano no lucrativo. Sin embargo, depende de las ofrendas voluntarias de sus oyentes y los usuarios frecuentes de la página, para su funcionamiento; ya que sin las mismas no se podría producir y distribuir los programas radiales, ni darle mantenimiento a la página web.

Si usted ha sido edificado con los programas radiales, los artículos o algún otro recurso del sitio web y si Dios le ha puesto en su corazón el deseo de colaborar con un donativo único o una ofrenda mensual, comuníquese con nosotros y le indicaremos cómo hacerlo. Escríbanos a: programa@lafamiliaesprioridad.com

Su apoyo en oración es clave y su aporte económico muy valioso.

Atentamente,

Junta Directiva de La Familia es Prioridad.