La gran familia compuesta por pequeñas familias

La iglesia como familia espiritual

¿Es su familia grande o pequeña? ¿Cuántos miembros la componen? Quizá su familia nuclear sea pequeña, pero su familia extendida sea grande, ya que tiene muchos hermanos, tíos, primos, sus padres, sus abuelos, etc. Sin embargo, debido a que usted es un hijo o hija de Dios y se reúne con otros que comparten su misma fe, tiene una familia espiritual grande, que es su iglesia local, la cual está compuesta por varias familias pequeñas. Por esa razón, iniciamos hoy esta serie titulada: La iglesia como familia espiritual. Pablo afirma en Efesios 2:19 lo siguiente: “Así que ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino conciudadanos de los santos, y miembros de la familia de Dios”. Ahora que tenemos una relación personal con Jesucristo, ya no somos “extranjeros” o aquellos que no disfrutan los privilegios de un ciudadano. Tampoco somos “advenedizos”, extraños, forasteros, ajenos, foráneos o los que no son miembros de una familia, un pueblo o una nación. Ahora somos “conciudadanos de los santos”, somos mucho más que simples visitantes o huéspedes, hemos sido naturalizados con todos los derechos de un ciudadano del reino de Dios. Además de eso, somos “miembros de la familia de Dios”. Una familia enorme compuesta por todos los salvos de todas las épocas y de todo el mundo. Dicha familia enorme que es la iglesia universal de Dios, está conformada por cada iglesia local. El Apóstol Pablo, cuando escribe esto inspirado por el Espíritu Santo, está pensando también en la reconciliación entre judíos y gentiles. En Cristo son una sola y nueva familia. Ambos pueblos integran la familia de Dios o la familia espiritual. Ahora hay unidad, hay relaciones sanas.

Siendo que la familia es la base de la sociedad y la base de la iglesia, recuerde la importancia de contar con familias sanas para tener iglesias sanas. Si necesita fortalecer las relaciones familiares, sanar las relaciones rotas o heridas emocionales, hágalo, no espere más.

La mayoría de personas casadas anhelan disfrutar de un matrimonio saludable y duradero, así como de una familia estable. Sin embargo, no saben cómo lograrlo. Es por esa razón que surgió el Ministerio “La Familia es Prioridad”, cuya misión es: Promover matrimonios estables, familias sólidas e iglesias saludables; a través de programas radiales, literatura cristiana, consejería, página web, conferencias y seminarios, de modo que se vea a la familia como prioridad.

Este es un Ministerio Cristiano no lucrativo. Sin embargo, depende de las ofrendas voluntarias de sus oyentes y los usuarios frecuentes de la página, para su funcionamiento; ya que sin las mismas no se podría producir y distribuir los programas radiales, ni darle mantenimiento a la página web.

Si usted ha sido edificado con los programas radiales, los artículos o algún otro recurso del sitio web y si Dios le ha puesto en su corazón el deseo de colaborar con un donativo único o una ofrenda mensual, comuníquese con nosotros y le indicaremos cómo hacerlo. Escríbanos a: programa@lafamiliaesprioridad.com

Su apoyo en oración es clave y su aporte económico muy valioso.

Atentamente,

Junta Directiva de La Familia es Prioridad.