Mi esposo no me respeta

Principales quejas de las esposas

Mi esposo es muy abusivo, es un mandón y agresivo. ¿Conoce usted una mujer casada que manifieste dicha queja? ¿Es usted una de ellas? Lamentablemente son muchas las mujeres que sufren de violencia doméstica o violencia conyugal. Según las estadísticas y los casos que los profesionales familiares hemos tratado, el hombre es quien estadísticamente comete más actos de violencia dentro de la familia y el matrimonio. En cuanto a la violencia conyugal se refiere, el hombre es responsable del 75% de los casos de violencia (es decir, el hombre que maltrata a su esposa), los casos de violencia cruzada se estima en un 23% (o sea, cuando ambos integrantes de la pareja son agresivos) y los casos en los que la mujer es la victimaria y el hombre la víctima de violencia por parte de su esposa o pareja, es de aproximadamente un 2%. De manera que la queja es válida, por parte de las esposas. Afortunadamente, no todos los hombres casados son violentos, pero se estima que cerca de un 50% sí lo son. En la mayoría de los casos, no aparentan ser violentos, pues ante la sociedad demuestran una conducta aceptable. Sin embargo, en el ámbito privado o familiar, son abusivos. Es decir, tienen doble cara, doble fachada o doble vida. Por supuesto, no es esa la voluntad de Dios. Efesios 5:28,29 exhorta: “...los maridos deben amar a sus mujeres como a sus mismos cuerpos. El que ama a su mujer, a sí mismo se ama. Porque nadie aborreció jamás a su propia carne, sino que la sustenta y la cuida, como también Cristo a la iglesia, porque somos miembros de su cuerpo, de su carne y de sus huesos”. Está claro que el esposo debe brindarle amor y aceptación a su esposa pues son una sola carne. El esposo que le falta el respeto a la esposa, que es violento o abusivo con ella, se está autodestruyendo.

Por lo tanto, le doy un consejo práctico apreciado esposo: Si usted aborrece a su esposa y lo demuestra con actos abusivos, se debe a que usted se aborrece también a sí mismo. Es decir, tiene problemas internos. Si quiere sanar su matrimonio, sane primero su alma. Busque ayuda espiritual y ayuda profesional.

La mayoría de personas casadas anhelan disfrutar de un matrimonio saludable y duradero, así como de una familia estable. Sin embargo, no saben cómo lograrlo. Es por esa razón que surgió el Ministerio “La Familia es Prioridad”, cuya misión es: Promover matrimonios estables, familias sólidas e iglesias saludables; a través de programas radiales, literatura cristiana, consejería, página web, conferencias y seminarios, de modo que se vea a la familia como prioridad.

Este es un Ministerio Cristiano no lucrativo. Sin embargo, depende de las ofrendas voluntarias de sus oyentes y los usuarios frecuentes de la página, para su funcionamiento; ya que sin las mismas no se podría producir y distribuir los programas radiales, ni darle mantenimiento a la página web.

Si usted ha sido edificado con los programas radiales, los artículos o algún otro recurso del sitio web y si Dios le ha puesto en su corazón el deseo de colaborar con un donativo único o una ofrenda mensual, comuníquese con nosotros y le indicaremos cómo hacerlo. Escríbanos a: programa@lafamiliaesprioridad.com

Su apoyo en oración es clave y su aporte económico muy valioso.

Atentamente,

Junta Directiva de La Familia es Prioridad.