Esaú y su matrimonio mixto

Parejas de la Biblia

¿A qué se considera un matrimonio mixto en el mundo cristiano? En el contexto cristiano, un matrimonio mixto es el que está compuesto por un cónyuge creyente y un cónyuge no creyente. Por supuesto, en muchos casos, el cónyuge creyente se casó siendo no creyente y tuvo una relación personal con Jesucristo en el transcurso de su matrimonio. Sin embargo, existen otras personas que perteneciendo al pueblo de Dios, toman la decisión de casarse con un no creyente, aun cuando la Biblia no lo recomienda. Ese es el caso de Esaú quien formó un matrimonio mixto. Esaú era el hijo mayor de Isaac y Rebeca, gemelo de Jacob. La vida de Esaú estuvo llena de decisiones de las cuales debió haberse arrepentido amargamente, ya que además, eligió esposas en oposición directa a los deseos de sus padres. Génesis 26:34,35 nos relata: “Y cuando Esaú era de cuarenta años, tomó por mujer a Judit hija de Beeri heteo, y a Basemat hija de Elón heteo; y fueron amargura de espíritu para Isaac y para Rebeca”. Como vemos, Esaú se casó con dos mujeres paganas o idólatras. En aquella época se permitía la poligamia, un hombre podía tener la cantidad de mujeres que pudiera mantener. Tal vez esa sea la razón por la que hoy muchos no se casan: No pueden mantener ni siquiera a una sola mujer. Quizá las que Esaú seleccionó eran bonitas físicamente, pero eran feas espiritualmente. Eso provocó que sus padres se molestaran con él, pues no les agradó la decisión que tomó de unirse a mujeres que no tenían temor de Dios y que servían a dioses falsos.

A usted que es soltero(a), le doy un consejo práctico: Vea no solo la belleza física, sino la belleza espiritual de su pareja. No se trata de amargar solamente a los padres por tomar una mala decisión matrimonial, se trata de quedar mal con Dios. Antes de casarse, pregúntese: ¿Esta persona es un verdadero creyente en Cristo? ¿Esta persona me va a amar y respetar como lo ordena la Biblia? ¿Con esta persona podré vivir en armonía? Hágase esas preguntas si quiere disfrutar de un matrimonio sólido, porque después de Dios, su familia es prioridad. Para invitaciones a conferencias matrimoniales, escriba a: programa@lafamiliaesprioridad.com

La mayoría de personas casadas anhelan disfrutar de un matrimonio saludable y duradero, así como de una familia estable. Sin embargo, no saben cómo lograrlo. Es por esa razón que surgió el Ministerio “La Familia es Prioridad”, cuya misión es: Promover matrimonios estables, familias sólidas e iglesias saludables; a través de programas radiales, literatura cristiana, consejería, página web, conferencias y seminarios, de modo que se vea a la familia como prioridad.

Este es un Ministerio Cristiano no lucrativo. Sin embargo, depende de las ofrendas voluntarias de sus oyentes y los usuarios frecuentes de la página, para su funcionamiento; ya que sin las mismas no se podría producir y distribuir los programas radiales, ni darle mantenimiento a la página web.

Si usted ha sido edificado con los programas radiales, los artículos o algún otro recurso del sitio web y si Dios le ha puesto en su corazón el deseo de colaborar con un donativo único o una ofrenda mensual, comuníquese con nosotros y le indicaremos cómo hacerlo. Escríbanos a: programa@lafamiliaesprioridad.com

Su apoyo en oración es clave y su aporte económico muy valioso.

Atentamente,

Junta Directiva de La Familia es Prioridad.