Solteros, agraden al Señor

Consejos del Apóstol Pablo para La Familia

Todo tiene sus ventajas y sus desventajas, se dice popularmente. ¿Cuáles son las ventajas de estar solteros? Obviamente, las personas casadas tienen ciertas ventajas sobre las personas solteras y viceversa. Una ventaja de las personas solteras de acuerdo a 1 Corintios 7:32, es que dispone de mayor tiempo para servir a Dios. “Quisiera, pues, que estuvieseis sin congoja. El soltero tiene cuidado de las cosas del Señor, de cómo agradar al Señor”, dice el apóstol Pablo en este pasaje bíblico. Lo primero que Pablo menciona es que los solteros viven sin las congojas, preocupaciones o angustias de los casados. Esto significa que los solteros cristianos en lugar de preocuparse por comprar pañales, leche, pagar colegiaturas de los hijos, etc.; debieran preocuparse por agradar y servir a Dios. Tristemente en muchas iglesias, vemos a jóvenes preocupados por adquirir la tecnología de punta, por comprar la ropa que tiene el último grito de la moda, por sus estudios, su trabajo y sus múltiples quehaceres, que les impiden servir a Dios. Obviamente, los creyentes solteros no deben descuidar sus estudios, sus trabajos o sus relaciones interpersonales; pero sobre todo, deben tener cuidado de las cosas del Señor. El joven soltero, la señorita soltera, tienen más tiempo disponible que las personas casadas, quienes tienen mayores compromisos. Sin embargo, muchas veces los casados dedican más tiempo al servicio de Dios que los mismos solteros. Eso no debiera ser así, pero generalmente ocurre.

Procure entonces agradar a Dios con su estilo de vida recto. Viva en santidad, apártese del pecado y acérquese a Dios. Si sus amigos o amigas influyen negativamente en su vida, cambie de amigos, acérquese a aquellos que lo encaminarán a una relación más estrecha con Dios. Cultive la pureza en un mundo de impurezas. Busque la santidad en un mundo de pecado. Ame a Dios y sírvale. Ame también a los suyos y tenga buena relación con ellos.

La mayoría de personas casadas anhelan disfrutar de un matrimonio saludable y duradero, así como de una familia estable. Sin embargo, no saben cómo lograrlo. Es por esa razón que surgió el Ministerio “La Familia es Prioridad”, cuya misión es: Promover matrimonios estables, familias sólidas e iglesias saludables; a través de programas radiales, literatura cristiana, consejería, página web, conferencias y seminarios, de modo que se vea a la familia como prioridad.

Este es un Ministerio Cristiano no lucrativo. Sin embargo, depende de las ofrendas voluntarias de sus oyentes y los usuarios frecuentes de la página, para su funcionamiento; ya que sin las mismas no se podría producir y distribuir los programas radiales, ni darle mantenimiento a la página web.

Si usted ha sido edificado con los programas radiales, los artículos o algún otro recurso del sitio web y si Dios le ha puesto en su corazón el deseo de colaborar con un donativo único o una ofrenda mensual, comuníquese con nosotros y le indicaremos cómo hacerlo. Escríbanos a: programa@lafamiliaesprioridad.com

Su apoyo en oración es clave y su aporte económico muy valioso.

Atentamente,

Junta Directiva de La Familia es Prioridad.